Periodo Colonial

Durante este periodo, Chilca pasa por diferentes actividades evangelizadoras. En un primer momento hay presencia de religiosos de la orden Franciscana pero luego la orden Agustiniana, en tiempos del virrey Francisco de Toledo (1568), sería la encargada de evangelizar la zona.

El primer alcalde del distrito de Chilca, que conocieron mis antepasados, fue don Ignacio Chumpitaz en el año 1813.

Para 1880, la doctrina de Chilca era cabeza parroquial, con tres anexos: Calango, Santa Cruz de Flores y San Antonio.